Portada / NOTICIAS OVV / El uso de armas blancas en los delitos aumenta en Lara

El uso de armas blancas en los delitos aumenta en Lara

Un hombre, de 35 años de edad, fue decapitado y dejado en una quebrada al oeste de Barquisimeto

Jesús Alí Oviedo
Prensa OVV Lara

A pesar de que las armas de fuego son las más usadas por los delincuentes en los delitos, durante el mes de octubre la utilización de armas blancas aumentó en el estado Lara.

De acuerdo a los datos registrados por el Observatorio Venezolano de Violencia Lara (OVV Lara), a través del Observatorio de Prensa, los victimarios emplearon objetos punzocortantes en 24% de los sucesos contabilizados, esta es la cifra más alta de los últimos 10 meses dado que oscilaba entre el 4% y 14%.

El pasado 24 de octubre, en uno de los homicidios más crueles, emplearon un arma blanca, decapitando a un hombre de 35 años de edad. La víctima fue hallada al oeste de Barquisimeto, junto a una quebrada en el barrio Brisas del Oeste, parroquia Juan De Villegas.

Hechos como ese sugieren que los delincuentes se están volviendo más despiadados al momento de ejecutar un homicidio o un robo porque atacan con saña a sus víctimas, desmembrándolas o hiriéndolas con cuchillos, navajas o machetes.

El OVV también ha detectado que la actuación de los cuerpos de seguridad del Estado en hechos violentos ha ido incrementándose: luego de que disminuyese en agosto a 7% -tras ubicarse entre 10% y 15% de abril a julio- en septiembre y octubre se ha posicionado en 13% y 17%, respectivamente.

Tan sólo el mes pasado, en 10% del total de los sucesos, hubo resistencia a la autoridad. Según lo reseñado por el diario La Prensa de Lara, 10 sujetos fueron ultimados en enfrentamientos con el Cuerpo de Investigaciones Científicas Penales y Criminalísticas (Cicpc). Los hechos ocurrieron en sectores populares del estado, donde los funcionarios policiales efectuaban procedimientos de búsqueda que terminaron en asesinatos.

Uno de estos ocurrió en Cabudare, capital del municipio Palavecino, el pasado 27 de octubre cuando un joven de 18 años -acusado de estar implicado en el asesinato de un militar retirado- fue liquidado por los integrantes del Cicpc en las adyacencias a su vivienda, luego de que se resistiese a la aprehensión, de acuerdo a lo indicado por La Prensa.