Portada / NOTICIAS OVV / La violencia se impone bajo las armas en la Región Capital

La violencia se impone bajo las armas en la Región Capital


Prensa OVV Región Capital

Luego de haber experimentado un descenso al cierre de 2017, la presencia de armas de fuego en los sucesos violentos ha vuelto a incrementarse en Caracas.

De acuerdo con el monitoreo de prensa del mes de febrero, realizado por el Observatorio de Prensa del OVV Región Capital, en 85% de los registros analizados se encontró la utilización de armas fuego para cometer delitos, lo que significa un incremento de casi 10% respecto a enero.

Hay que destacar también la fuerte preponderancia del robo, con 53% de los casos, y resistencia a la autoridad, con 21%, como móviles más frecuentes en los sucesos violentos. Esto guarda relación con el tipo de violencia presente en los delitos, donde la violencia delincuencial concentra más de la mitad de los registros y la policial poco más de 30%.

Por otra parte, el monitoreo de los artículos de prensa de los diarios El Nacional, la Voz y el portal Crónica Uno, confirma a su vez otras tendencias en la caracterización de los sucesos en la Región Capital: una de estas tiene que ver con la ocurrencia de hechos violentos en el hogar, que sigue rondando 20% de los casos; mientras que la otra, con mayor tendencia, se refiere a la participación de funcionarios de organismos de seguridad en los delitos, que se ubica alrededor de 30%.

Mes de la juventud con víctimas jóvenes
El rol protagónico de las personas más jóvenes, tanto víctimas como victimarios de la violencia en la Región Capital, continuó en febrero; de manera contradictoria en el mes de celebración del Día de la Juventud. Los datos del Observatorio de Prensa arrojaron que 75% de las víctimas en los sucesos violentos tenía entre 15 y 34 años, siendo el grupo de 25 a 29 años el más afectado.

Una situación muy parecida se aprecia en el caso de los victimarios, que en su mayoría se ubicó entre los 20 y 24 años.

Adicionalmente, el homicidio continúa como el delito más frecuente en los hechos violentos, con más de 60% de los registros. De esta forma, supera con holgura a otros delitos como robo, amenaza de muerte, lesiones, secuestro y tentativa de homicidio.