Portada / OBSERVATORIOS REGIONALES / OVV Zulia / Investigación del OVV Zulia indica que la ciudadanía percibe a los policías como delincuentes

Investigación del OVV Zulia indica que la ciudadanía percibe a los policías como delincuentes

Ilustración Raul Azuaje, cortesía de Urbe & Orbe

Prensa OVV Zulia

Familiares de víctimas, testigos y ciudadanía en general tienen una opinión altamente desfavorable sobre la actuación de los cuerpos policiales a los cuales les asignan características criminógenas y se les equipara con la delincuencia organizada. Tal es el resultado de un estudio que adelanta el Observatorio Venezolano de Violencia Zulia sobre las acciones extrajudiciales cometidas por cuerpos policiales y militares.

“Los policías son la nueva hampa”, afirma Patricia (nombre ficticio), pareja de una víctima de acción extrajudicial asesinado en el interior de su vivienda y frente a sus hijos, según testimonia la mujer. Hecho en el que los funcionarios habrían simulado un enfrentamiento y una cifra más de muerte por resistencia a la autoridad.

Relata Patricia que, no conforme con quitarle la vida a su marido, también se llevaron equipos y otros bienes de la vivienda. La misma historia de Aura: “aparte de que obviamente lo habían matado, se llevaron los dos teléfonos, parte de su ropa… y se llevaron una comida que él tenía”.

“Además de asesinos, ladrones”, sentencia Gilberto, un ex policía que sostiene que quienes ingresan en las escuelas policiales no cuentan con el perfil requerido para la formación de un funcionario al servicio de la ciudadanía. En este aspecto coincide Daniela, hermana de otra víctima de la letalidad policial. “A los nuevos policías los seleccionan para agredir, asesinar y robar; entrenados para matar, sean culpables o inocentes (…) caiga quien caiga”.

Aura escuchó cómo asesinaban a su pareja. El policía había puesto el altavoz y, a pesar de los ruegos de la mujer, dijo “yo lo voy a matar porque ahora me da la gana. Y lo mató, le metió dos tiros y ben ese momento trancó el teléfono” contó Aura.

Desde la perspectiva de los entrevistados, los policías de ahora no son más que “delincuentes con chapa” y coinciden en que son más peligrosos que los malhechores. Para ellos, delitos como la extorsión están en manos de funcionarios policiales. En los barrios de Maracaibo se aduce que la delincuencia opera libremente si se paga vacuna a la policía, si no lo hacen pueden ser asesinados para quedarse ellos con el control de, por ejemplo, el micro tráfico de drogas, dice Jeremy, joven testigo de una acción extrajudicial.

El coordinador del OVV Zulia, profesor Johel Salas, afirma que al igual que en el año 2018, las muertes por resistencia a la autoridad siguen en aumento, al punto que tienden a superar las producidas por los delincuentes. Cada vez es más letal la acción de los cuerpos policiales y también altamente sospechosa de violentar el estado de derecho con ejecuciones vestidas de enfrentamientos, tal como lo relatan familiares y testigos. Como dice Aura: “Él no tenía arma, entonces la policía le puso una”.

Afirma el profesor Salas que la acción policial se ha convertido en unos de los principales factores criminógenos en el país, por lo que contrariamente al clima de seguridad al que está llamada a construir, la policía contribuye a un mayor índice de violencia y de sentimiento de inseguridad. Para el coordinador del OVV Zulia, la evolución de la delincuencia en el país exige mano dura por parte de los organismos del Estado, pero esa mano dura debe estar metida en el guante de la legalidad, porque al desconocer el debido proceso no solo se mata a delincuentes, sino también al estado de derecho y a las garantías de seguridad de toda la ciudadanía.