Portada / ES NOTICIA / Sobreseído y en libertad plena Wagner Newman por la muerte que se le atribuía de su esposa

Sobreseído y en libertad plena Wagner Newman por la muerte que se le atribuía de su esposa

Los padres de Wagner, Naudy Newman y Mariaelena Chapeta, junto a Gregory, anunciaron que el comerciante estaba en libertad plena.

La noticia del diario la Nación es una respuesta a Femicidios en Táchira, entre el machismo y la inaplicabilidad de la ley, publicada es esta web.

La Nación
25 Marzo, 20174476

A dos años y cuatro meses de haber ocurrido la muerte de su esposa, Karina del Valle Rico Hernández, de 30 años de edad, la cual inicialmente se manejó como un homicidio que le atribuyeron al comerciante Wagner Jesús Newman Chapeta, este fue sobreseído de la causa y puesto en libertad plena.

Los primeros estudios realizados durante la autopsia que le practicaron al cadáver de la dama, tras su muerte el 22 de diciembre de 2014, daban cuenta que había fallecido por sofocación y por lo tanto el primer sospechoso era su esposo Wagner, quien desde un comienzo aseguró ser inocente y es apenas hace poco cuando se determinó científicamente que, efectivamente, la muerte fue provocada por un aneurisma cerebral.

El trabajo realizado por la defensa del comerciante a lo largo de estos 28 meses fue valioso y continuo, comenzó a rendir frutos poco a poco, hasta lograr desmontar la tesis del homicidio, una vez se logró que el tribunal permitiera efectuar la exhumación del cuerpo y que un equipo especializado le efectuara una nueva evaluación a los restos, a comienzos de este año.

Aun cuando el resultado de la autopsia que un médico patólogo le practicó al cadáver de Karina no concordó desde el principio con el informe levantado por los investigadores del Cicpc y el de otros dos patólogos forenses que lo revisaron ese 22 de diciembre en la casa de la pareja Newman-Rico, donde se produjo el deceso, Wagner fue puesto tras las rejas.

Según se probó científicamente, Karina del Valle Rico Hernández murió por un accidente cerebrovascular.

La exhumación fue realizada el 19 de enero de este año, en el cementerio de El Cantón, estado Barinas, acto que presentó gran cantidad de obstáculos, hasta lograr concretarlo y, luego de ello, un especialista forense de otro estado del país, que revisó detenidamente los restos, estableció que la muchacha sufrió un accidente cerebrovascular y que de hecho, días previos al deceso, había presentado dolores de cabeza agudos y que posiblemente la ingesta de alcohol, harinas y grasas (en ocasión de las fiestas navideñas ) pudieron haber acelerado su condición ya crítica, que la condujo al colapso.

Por tanto, el 17 de febrero, Wagner fue beneficiado con una medida de presentación ante el juzgado, mientras que el sobreseimiento y la libertad plena de Wagner, quien tiene bajo su custodia a un hijo de ambos de apenas tres años de edad, fueron decretados por el Tribunal Primero de Primera Instancia en Función de Control, Audiencia y Medidas de Violencia de Género, el domingo 19 de marzo de este año.

“Ahora lo que queremos es paz y tranquilidad”
No es un secreto que desde el mismo momento que el comerciante fue aprehendido y encarcelado como sospechoso por la muerte de Karina, su familia dio un paso al frente para abogar por su inocencia y así lo hicieron público en reiteradas oportunidades.

Hoy, lógicamente, aún lamentan la muerte de Karina, pero manifiestan sentirse felices por el resultado de la ardua lucha que comenzaron en diciembre de 2014.

Pero, mientras por un lado afirman estar contentos porque a su juicio se hizo justicia, por el otro revelaron estar preocupados por algunas declaraciones que la familia de Karina hizo recientemente a un medio de comunicación nacional, en el que aseguran que privó la corrupción en el desenlace de esta triste historia.

“Ahí indicaron que movimos dinero, que compramos jueces y que pagamos en dólares. Nosotros no somos pudientes, lo que hacemos es artesanía, cómo podríamos entonces comprar a alguien, y de paso pagar en dólares”, se preguntó Naudy Newman, quien junto a su esposa Mariaelena Chapeta y Gregory, su otro hijo, estuvo en este rotativo informando sobre la buena nueva.

“De verdad, lo que ahora queremos es paz, queremos comenzar de nuevo. Queremos que no se metan con nosotros, ni que nos pongan mal. Ya se estableció que mi hijo no la mató. Él está en libertad, pero no está bien, deberá asistir a un psicólogo, porque no lo vemos bien, no debe ser fácil estar encerrado más de dos años, sabiendo que eres inocente. Además, queremos advertir que si algo le pasa a Wagner o a cualquiera de nosotros, los responsables serían esas personas que a lo largo de dos años y cuatro meses nos han adversado”, dijo Marialena.

Tras la muerte de Karina, funcionarios del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas, adscritos al Eje de Investigación Contra Homicidio del estado Táchira, capturaron a Wagner por estar presuntamente implicado en el homicidio de Karina, ocurrido el pasado en su casa de habitación en la urbanización Pirineos 1, vereda 1, Lote G, de San Cristóbal.