Portada / NOTICIAS OVV / Variaciones en el número de muertes violentas en los municipios del Zulia en 2019

Variaciones en el número de muertes violentas en los municipios del Zulia en 2019

Prensa OVV Zulia

El número de homicidios en la región zuliana muestra en el primer semestre de 2019 algunas variaciones en sus municipios con relación al año 2018. Si bien se mantiene Santa Rita como el municipio más violento del Zulia, el segundo lugar, que el año pasado fue ocupado por Baralt, en estos primeros meses del año le corresponde al municipio Jesús Enrique Lossada.

En dichos municipios ocurrió un intercambio de posiciones en el top de los diez (10) más violentos de la región, al pasar Lossada del puesto ocho (8) con la tasa más alta de homicidios en el Zulia al número dos (2); caso contrario ocurrió con Baralt, que desciende del puesto número dos (2) al ocho (8), en lo que va de 2019.

Otro aspecto a destacar en este primer semestre de 2019 es el ingreso del municipio Guajira al top de los diez (10) más violentos del estado Zulia. Guajira pasó de ocupar la posición número veinte (20) en el 2018, al puesto número siete (7) en lo que va del año.

También es de interés la salida de Jesús María Semprúm del grupo de los diez (10) municipios más violentos. Este municipio ocupó el cuarto lugar con mayor tasa de muertes violentas por cada cien mil habitantes y desciende, en lo que va de 2019, al puesto número diecisiete (17).

Otros municipios del top diez (10) de 2018 que descienden posiciones, pero se mantienen en el grupo con tasas más violentas en homicidios, son: Simón Bolívar, que pasa del puesto número cuatro (4) al nueve (9); La Cañada de Urdaneta, de la posición seis (6) a la diez (10); y el ya mencionado municipio Baralt que se ubica, en estos primeros meses, en el puesto ocho (8), luego de ocupar la segunda tasa más alta de muertes violentas en 2018.

Los municipios pertenecientes al grupo de los diez (10) que presentan tasas más altas y que ascienden en posiciones son: Jesús Enrique Lossada, que sube del puesto ocho (8) al dos (2); Miranda, que asciende del número siete (7) al tres (3); Catatumbo, del puesto diez (10) al cuatro (4); y el municipio Almirante Padilla, de la posición nueve (9) a la seis (6).

Para el Observatorio Venezolano de Violencia Zulia, el descenso y ascenso, la salida e ingreso dentro del top de las entidades municipales más violentas de la región, se puede explicar por las migraciones en los tipos de delitos, en los que cabe destacar el aumento de la extorsión que hace a algunos territorios más idóneos que otros para el desarrollo de esa actividad delictiva.

Se observa una migración no solo territorial, sino también en el tipo de delitos, en el que se produce el enfrentamiento entre las bandas por el control. Otro aspecto a destacar es el desmantelamiento de bandas. Por ejemplo, con relación a esto último, se pudiera afirmar, según el OVV Zulia, que el descenso de las muertes violentas en Baralt obedece, entre otros factores, al desmantelamiento de bandas que operaban en este municipio y al debilitamiento y repliegue a partir de bajas importantes de la banda de mayor peligrosidad en la zona. En Lossada se produjo una reanimación del crimen organizado con viejos y nuevos actores, asociado especialmente a la extorsión y otros delitos, a lo que se le agregan hechos de violencia vinculados al entorno político del actual alcalde, que ha dejado varias víctimas fatales, heridos y un magnicidio frustrado en contra del primer magistrado del municipio.